Especiales Notiglobo

Crisis en Chile | Conflicto social pone en jaque a la economía del país

Nelson Gimón.- Chile fue considerado por mucho tiempo como un país ejemplar en materia económica en Latinoamérica. Sin embargo, la crisis política y social que viene experimentando la nación en el último mes y medio ha hecho que se cree un halo de incertidumbre sobre esta aseveración. ¿La razón? ¡Las consecuencias que la coyuntura puede traer a futuro!

Y es que en Chile ha pasado mucho durante el periodo de protestas: destrozos a la infraestructura del país, parón de la actividad comercial y en el empleo, problemas para la pequeña y mediana empresa… Todo ello ha hecho que los pronósticos de crecimiento económico para este año se transformen en expectativas negativas para 2020.


Lea también: ¡Conócelo! El ABC de la Crisis de Chile


Analistas de firmas como Goldman Sachs y JP Morgan, además de otros locales, han estudiado la situación y dan fe de que se puede venir un año difícil para Chile. Lo que es más, los expertos predicen que habrá un prolongado período de baja actividad económica empresarial en el país, e incluso se aventuran a decir que, efectivamente, habrá recesión en el corto plazo.

Acción y reacción

Las consecuencias de la explosión social en Chile, según los analistas, pueden ser dobles por tanto y cuanto afectarían en lo inmediato (destrucción de infraestructura empresarial que ya está generando problemas) y en el mediano y largo plazo (aumento del riesgo país que afectaría la inversión).

Ese punto específico de los daños sobre las infraestructuras es clarificador (y aterrador). La caída del comercio y la confianza del consumidor, además de la recaudación, también lo es, a tal punto que se prevé que muchas compañías (sobre todo las de menor tamaño y músculo comercial y financiero) puedan quebrar.

Y si caen las empresas, pues cae también el empleo y crece la pobreza.

Otro factor que se resiente acá es el de las exportaciones e importaciones, pues la actividad interna está prácticamente paralizada lo cual, por cierto, hace que las dudas se apoderen de los inversores, generando reacciones como, por ejemplo, el aumento del valor del dólar y la depreciación de la moneda chilena a niveles históricos.

¿Soluciones?

A pesar del oscuro horizonte, todavía parece haber margen para que Chile se recupere y hasta mantenga su estatus de ejemplo latinoamericano. Eso, claro, si el proceso de negociación entre el gobierno y los factores manifestantes llega a buen puerto (lo cual también es una incertidumbre). ¿Y qué pasa si no? Los riesgos se transformarán en certezas.


Te puede interesar: Crisis en Chile sin salida


Ahora bien, la buena posición en la que se encontraba Chile al momento de la explosión social le da un colchón de maniobra que debe ser aprovechado por los actores del conflicto para dar lo mejor de sí mismos y elevar propuestas que ayuden a solucionar, en primer lugar, la situación actual, y, en segundo, las expectativas de futuro.

(Con información de El País)

Redes sociales

Archivo

Categorías

Publicidad

loading...