Deporte

El Super Bowl supera los récords de apuestas

El duelo entre los New England Patriots y los Arizona Falcons dejó una ganancia de más de diez millones de dólares en los casinos de Nevada, con un récord de apuestas que superó los ciento treinta y ocho millones, cifra que incrementó por más de cinco millones a la cantidad apostada en la edición pasada.

La final entre los Patriots y los Falcons se convirtió en la séptima edición del Super Bowl más lucrativa, especialmente por la épica remontada que el equipo de Tom Brady realizó sobre los jugadores de Atlanta, al lograr subsanar una ventaja de veinticinco puntos en los minutos finales del encuentro.

El equipo de Nueva Inglaterra cubrió los tres puntos como favorito y el partido superó el marcador que muchos esperaban, que se ubicaba sobre los 57 puntos, aproximadamente.

Tom Brady hizo historia al convertirse en el primer quarterback en conseguir cinco anillos de Super Bowl. El jugador, que atravesó una dura polémica hace un par de años por el deflategate, ha logrado enderezar sus pasos y sigue siendo el líder indiscutible de uno de los equipos que despierta las emociones más fuertes dentro de la NFL: el amor o el odio.

El jugador, que cumple cuarenta años dentro de poco, dedicó el encuentro a su madre, Galynn Brady, quien lucha en la actualidad con una extraña enfermedad y no pudo acudir a ninguno de los encuentros de la temporada, salvo la gran final en Houston, donde acompañó a su hijo y a su nuera, la modelo Gisele Bündchen, en el terreno de juego durante la celebración.

Twitter

Archivo

Categorías