Especiales Notiglobo Portada

El bullying, un enemigo perverso que anula el respeto hacia las personas

Iralva Moreno.- La historia del niño estadounidense de 12 años, Drayke Hardman, vuelve a encender las alarmas sobre la gravedad del acoso escolar o bullying, problemática social que no solo padecen los niños y niñas en silencio sino también puede tocar a cualquier persona.

Es así como esta problemática puede ocurrir en cualquier ambiente social sin distinción de raza, religión o estatus socioeconómico, pues vulnera la estabilidad física y mental de la persona afectada. 

El acoso puede afectar a todos: a quienes son acosados, a quienes acosan y a quienes son testigos del acoso.

De acuerdo con la definición consensuada entre la Organización Mundial de la Salud (O.M.S.) y la ONG Internacional Bullying Sin Fronteras, el bullying o acoso escolar es toda intimidación o agresión física, psicológica o sexual contra una persona en edad escolar en forma reiterada hasta causar daño, temor y/o tristeza en la víctima o en un grupo de víctimas. Especialistas en psicología, consideran que el el bullying  puede clasificarse en cuatro tipos:

  • Verbal: va desde acciones como poner apodos, insultos, amenazas.
  • Físico: en estos casos la víctima es objeto de golpes, patadas, empujones. Incluso sus pertenencias pueden llegar a ser destruidas
  • Encubierto: este tipo de bullying es más difícil de identificar, ya que se basa en mentir, esparcir rumores, excluir deliberadamente o hacer bromas pesadas
  • Bullying cibernético: este tipo de acoso se da a través de las redes sociales con la exposición de la persona acosada con mensajes denigrantes.

«Hazlo por Drayke»

 El bullying es considerado uno de los temas más preocupantes que no solo afecta en Estados Unidos, sino en el resto del mundo. La mayoría ocurre en los centros educativos por propios compañeros de estudios.

El lamentable suicidio de Hardman se difundió velozmente en redes sociales a través de sus padres Andy y Samie Hardman, quienes decidieron compartir el caso para crear conciencia sobre el bullying.

Es así como el hashtag #doitfordrayke (hazlo por Drayke) se hizo viral en muchas partes del mundo para incentivar a las personas a ser más amables.

Justamente en un ‘post’ en Instagram, la familia manifestó su indignación y dolor con fotografías junto a Drayke en el hospital.

“¿Qué haría que un niño de 12 años perdiera tanta esperanza en su corazón que se amarraría la sudadera con capucha alrededor del cuello para quitarse la vida?” La cual respondió a sí mismo, diciendo: “Una palabra, BULLYING

Hardman estudiaba en el condado de Tooele, en el Estado de Utah, Estados Unidos. Una semana antes de su muerte, el niño llegó a su casa con un ojo morado.  De acuerdo con el diario digital argentino Infobae, este le confesó a su hermana mayor que la lesión fue a causa de un incidente físico con un compañero del colegio.

Ante este hecho los padres inmediatamente se comunicaron con la escuela para consultar sobre lo ocurrido, pero no tuvieron respuestas. El jueves 10 de febrero sus hermanas encontraron en “estado crítico” al niño tras intentar quitarse la vida con una sudadera en el cuello. Momentos después de llegar al hospital lo declararon fallecido.

Los infantes son los más afectados por este fenómeno social que no distingue de raza, religión, situación económica o social

 ¿Cuáles son las señales, qué puede causar en quien lo padece? 

Aunque un especialista es la persona más idónea para evaluar una situación y determinar un diagnóstico, existen diversas señales de bullying que son fácilmente reconocibles para los padres, madres, representantes y comunidad en general:

  • Cambios repentinos de humor
  • Lesiones o heridas que no tienen explicación
  •  Pérdida o daño de objetos personales
  • Menor rendimiento escolar
  • Aumento en la frecuencia de dolores de cabeza o de estómago
  • Cambios repentinos en los hábitos alimenticios
  • Problemas para dormir
  •  Exceso de celo por el celular o el computador
  • Excusas para no ir a la escuela
  • Evasión de cualquier tema relacionado con la escuela
  • Aislamiento social
  • Baja autoestima
  • Conductas autodestructivas
  • Suicidio

En el caso de los menores de edad, mientras la gran mayoría presenta tendencias depresivas y de aislamiento por la situación, un pequeño porcentaje de niños acosados suele responder a través de comportamientos extremadamente violentos.

El ciberbullying

La mayoría de los casos de ciberbullying tienen tres rasgos comunes que agravan este acoso en redes sociales, chats, correos electrónicos o videojuegos: anonimato

El término ciberbullying o ciberacoso es un grave problema de acoso social que afecta a niños y jóvenes en el mundo entero. Consiste en el uso de medios digitales (smartphones, Internet o videojuegos online, por ejemplo) con la intención de acosar psicológicamente a terceros. No obstante, para tratarse de ciberbullying, hay que tener en cuenta que:

  • El acoso o bullying se da entre iguales: jóvenes, niños, adolescentes; el agresor y la víctima del acoso tendrán la misma edad y compartirán un contexto social.
  • No se trata de acoso o abuso sexual, ni intervendrán en el ciberacoso personas adultas, pues, en este caso, estaríamos hablando de otro tipo de delito.

De acuerdo con el Observatorio INTECO, dedicado a estudiar nuestra relación con las nuevas tecnologías de la información y la comunicación (TIC) define el ciberbullying como: acoso entre iguales en el entorno TIC, e incluye actuaciones de chantaje, vejaciones e insultos de niños a otros niños.

Especialistas en la materia consideran que el acosador es como un depredador moral cuyo propósito nace de la presencia de profundos sentimientos de inadecuación personal y profesional en el inconsciente —lo que solemos conocer como complejo de inferioridad

Recomendaciones que se puedan tomar ante el Bullying

A continuación, te presentamos algunas recomendaciones que puedes tomar en cuenta para apoyar a aquellas personas que pudieran estar siendo víctimas de violencia:

  • Acércate a la persona que sufre acoso y hazle ver que no está sola
  • Exprésale tu preocupación e interés por su bienestar Denuncia el caso ante las autoridades correspondientes
  • Si estás en posición de hacerlo, enfrenta al acosador
  •  No repitas rumores ni célebres las bromas pesadas que otros hacen
  • Aplica la empatía.

Trabajar en hacer frente al fenómeno del bullying es de gran relevancia para lograr una sociedad inclusiva. Es por ello que desde la escuela se deben estimular los valores en el seno del aula de clases con el alumnado para así desarrollar de forma exitosa sus capacidades sociales y de aprendizaje.

En ese sentido, es fundamental el papel del colegio, tanto en la intervención como en la prevención. Es necesario que se lleven a cabo, desde la escuela, distintas prácticas y dinámicas que tengan el propósito de reducir o eliminar el número de casos de acoso escolar, puesto que la prevención es el primer paso para erradicar este problema social.

A continuación te presentamos una dinámica de prevención del acoso escolar, para ello es necesario que el profesor siga estos pasos:

  1. Utilizar la técnica de la lluvia de ideas. De tal modo que se propone que los niños aporten en voz alta las normas que les parezcan convenientes seguir a lo largo del curso.
  2. Apuntar todas las ideas que surgen en la pizarra.
  3. Entregar un papel en blanco a cada estudiante para que escriba las tres normas de convivencia que le parezcan mejores.
  4. Realizar un recuento de los votos y seleccionar las 10 normas de convivencia más votadas.
  5. Escribir las normas en una cartulina grande, que se colocará en un lugar visible del aula.

No cabe duda que la sociedad juega un papel importante para frenar este flagelo que afecta a todas las generaciones. Saber de qué se trata y cómo se manifiesta nos ayudará a prevenirlo y, sobre todo, evitará que, erróneamente, consideremos que es algo que puede dejarse pasar o es un simple problema.

Los medios de comunicación también deben sumar su granito de arena para sensibilizar y educar sobre los daños irreparables que puede llegar a producir este mal.

Te puede interesar: Migrantes venezolanos entre travesías peligrosas e historias de superación

Redes sociales

Categorías