Notibreve Portada

Caracas aún espera por una solución para la Torre de David

David Brillembourg Caracas y la Torre de David

Su construcción comenzó en 1990 y se detuvo en 1994 durante la crisis que hundió a la Sociedad Financiera Confinanzas


Con Caracas hay muchas deudas pendientes y deudas difíciles de olvidar, ya que su población no olvida y más cuando todos los días ve la promesa en pie, en sus cimientos, que el paso del tiempo la deteriora más y más.

Pero allí está esperando por su rescate. La obra es la llamada “Torre de David”, en el centro de la capital venezolana.

La culminación de esta edificación aún tiene opiniones positivas de rescate, como la del arquitecto Antonio Noguera, para así entregar a Caracas una renovación urbana en el centro de la ciudad. Pero aclara que hacerla no es fácil.

Su construcción arrancó en 1990, recuerda el arquitecto David Brillembourg, pero se detuvo en 1994 debido a la crisis bancaria de ese año. Al momento de su abandono, el Centro Financiero Confinanzas era el octavo rascacielos más alto de América Latina con 45 pisos y 190 metros de altura.

David-Brillembourg-Caracas-y-la-Torre-de-David

David Brillembourg añadió que allí en esa zona, en la entrada a San Bernardino y Sarria, se inició el sueño de su padre, el banquero Jorge David Brillembourg Ortega, y quien falleció en 1993, que era crear un pequeño Wall Street en Caracas con la construcción de la hoy llamada Torre de David.  

Y si en algo coinciden los arquitectos Noguera y Brillembourg es que un Centro Financiero se consolidó y construyó en El Rosal, donde se levantaron la Torre Europa, la Torre La Primera, el Centro Lido y la sede del Banco del Caribe, para luego incorporarse otros reconocidos nombres bancarios como el Banco del Tesoro, Banco Nacional de la Vivienda y Habitad, Banesco, Fondo Común, Banco Bicentenario, la Asociación Bancaria de Venezuela, Banfanb, 100% Banco, así como Seguros Universitas, Seguros Zurich, la Superintendencia de la Actividad Aseguradora, Seguros Piramide, entre otras entidades financieras y del sector Seguros.

El arquitecto Noguera afirma que la zona es agradable, desde el punto de vista de renovación urbana, y que además consolidó el sector y se creó allá otro Wall Street, pero en una escala menor. “Allí están los 2 ejemplos en donde se continuó en el Centro de Caracas, en San Bernardino. Lamentable no se hizo y la renovación urbana se quedó en planos. Hubiese sido importante ya que en la zona está la Torre del Banco Provincial, la Torre del Banco Mercantil, la Torre de David y Centro Comercial Sambil, con el cual había capacidad para generar 6.000 empleos”, enfatiza.

El arquitecto Noguera sostuvo que antes en la zona los ciudadanos contaban con seguridad, vialidad e iluminación. La renovación urbana era completa para la ciudad, pero hay factores económicos y políticos que influyeron en el proyecto.

David Brillembourg Caracas y la Torre de David

“En lo económico está la quiebra del Banco Metropolitano y FOGADE tomó los activos de ese banco, para garantizarle los depósitos de ahorro a los ahorristas, como lo establece la ley. La Torre de David se puso en venta, no se vendió, y lo que vino después fue su invasión y destrucción. Paso a paso. Rehacer los trabajos en la Torre de David no es fácil, ya que eso tiene un costo altísimo”, explicó

Por ejemplo, -explica el arquitecto- se destruyeron los cerramientos de ventanas de la torre, que son una de las más costosas ya que son de aluminio. Se puede salvar la estructura, pero hay que recordar que hubo un temblor y hubo cierto daño arriba.

La construcción de la torre hubiese sido excelente y hubiera contribuido a que otros proyectos similares se hubiesen proyectado en la zona, pero como no se terminó, y lo mismo paso con el Sambil, ya que el proyecto iba a garantizar empleo, seguridad, iluminación, mejoras viales, capacidad de estacionamiento, ya que Caracas tiene la particularidad de no tener suficientes espacios para resguardar los vehículos. Los planes de contar con estacionamientos nucleados para Caracas se fueron al vacío, no se cumplieron y aún la capital no cuenta con estacionamientos. La Torre de David era un aporte importante a esa solución.

Situaciones y problemas como los económicos y políticos dejaron a Caracas sin una magnifica obra como la Torre de David, que fue planificada para dar a la ciudad una generación de empleo, seguridad y mejoras en el entorno, pero por unos caprichos políticos, se cerraron y no fueron reactivados ni utilizados para nada, porque es una cosa que uno no pueda desmentir concluyó aclarando el arquitecto Noguera.

Twitter

Archivo

Categorías